Se trata de “Mosquetero con pipa II” y “Mujer sentada con ropa turca”, que pertenecían a coleccionistas privados, y saldrán a la venta por entre USD 20 y 30 millones, cada una.

La casa de subastas Christie’s pondrá a la venta en noviembre próximo la obra de Pablo Picasso Mujer sentada con ropa turca, propiedad de una familia durante tres generaciones y cuyo precio se estima entre USD 20 y 30 millones.

“Claramente impresionado por su sorprendente nueva musa, la transformó en una odalisca sentada majestuosa, envuelta en una elaborada combinación de líneas, modelos y colores como joyas”, dice Fusco.

Este retrato de Jacqueline Roque, el último gran amor y musa del artista español, estará acompañado por otras 17 obras de la Colección Stella, entre las que se encuentran trabajos de Joan Miró, Marc Chagall, Henri Matisse, Georges Braque y Max Ernst, entre otros artistas.

Las obras que venderá Christie’s en la semana del 8 al 12 de noviembre fueron adquiridas por el coleccionista en la década de los 50 y principios de los 60 directamente a los artistas o a través de conocidos galeristas de la época, como Daniel-Henry Kahnweiler y Galerie Maeght.

Además del retrato de Jacqueline, Christie’s pondrá también a la venta el 11 de noviembre otra obra de Picasso, Mousquetaire à la pipe, por 30 millones de dólares. Datado el 5 de noviembre de 1968, muestra el estilo más asentado del último Picasso, inventivo y dinámico, y es “propiedad de un coleccionista americano” que permanecerá anónimo.

Para la especialista de la casa de subastas Vanessa Fusco, lo «extraordinario» de esta colección es que «ha permanecido en la misma familia por tres generaciones».